Mundo Fusion

jueves, junio 22, 2006

Los sultanes del Swing...


The Sultans of Swing (Dire Straits)

Hoy quería compartir con vosotros una de mis canciones preferidas "The Sultans of Swing" de mi grupo favorito Dire Straits. Su música siempre me ha transmitido algo imposible de describir con palabras, en fin, que reconozco mi gran de debilidad por Mark Knopfler, ya desde que era una cría. A veces pienso que ojalá hubiera nacido unos años antes para poder ir a un concierto suyo cuando estaban en pleno apogeo, allá por los 80´s, cuando Mark Knopfler aún llevaba su cinta en la cabeza. Y es que nadie consigue lo que él es capaz de sacar de su guitarra, su forma de tocar es inconfundible, y para mi no es que toque la guitarra, es que la guitarra se expresa a través de él...

Ultimamente es como si esta canción me acompaña allá donde voy... El otro día cuando volvía del trabajo en el metro, justo me iba a poner mis cascos y se había quedado sin batería mi MP3, "que rollo" pensé, además no llevaba nada para leer, ni siquiera había podido coger el periódico gratuito ese día. Así que iba yo pensando en mis cosas y tarareando esta preciosa canción, cuando de repente empecé a oirla de verdad. Al principio no me lo creía, pero enseguida me di cuenta de que mi tarareo no podía estar sonando tan bien dentro de mi cabeza, y es que al fondo del pasillo había uno de los muchos sultanes del Swing, tocando con su guitarra esta preciosa canción, y yo sentí en aquel momento como si la estuviera tocando para mi sola, como si sin saberlo me la hubiera dedicado. Recorrí todo el largo pasillo muy despacio, alargando lo más posible cada paso que daba, pasé junto a él y continue escuchando por el resto del pasillo, justo cuando ya tenía que girar la canción estaba a punto de terminar. Fue, no se como explicarlo, genial!!!

Y ayer por la mañana estaba recordando aquel instante mientras estaba en la ducha con la radio puesta. Ya no me acuerdo que canción sonaba, no estaba prestando mucha atención..., cuando de repente vuelvo a escuchar "The Sultans of Swing", de nuevo, no me lo podía creer, me quedé alucinada. Me encantó volver a escucharla, no sé, es como si estuviera unida a ella de alguna forma invisible ;-))

Y es que siempre que la escucho me trae tantos recuerdos... Recuerdo cuando estaba en el instituto y conocía a mi buen amigo JL, a él también le encantaban los Dire Straits, nos pasábamos horas escuchando su música y hablando sobre ellos, él toca genial la guitarra y muchas veces quedábamos para que tocara temas de los Dire, mi preferida era cuando tocaba "The Sultan of Swing" y "Brothers in arms". Hasta estuvimos pensando en formar un grupo de música, yo ya le dije desde el principio que lo de cantar no era lo mío, es que no os podeis imaginar el desafine que tengo, aunque de vez en cuando me da por tararear alguna canción, sobre todo me encanta cuando salgo por ahí, que la música está tan alta, que aunque cante nadie me oye...

Así que como no podía ser la cantante del grupo, pues decidí que sería también la guitarrista, hasta me apunté a clases en León con un señor que debía ser una eminencia en esto de la guitarra. Pero claro, nuestros estilos no se parecían en nada, y después de 2 meses de practicar a todas horas en casa, recuerdo que de tanto darle a las cuerdas me salieron durezas en los dedos y perdí la sensibilidad en ellos durante unos días, sólo sabía tocar "La Mazurca", eso si, perfecta. Mi profesor me decía que tenía aptitudes para lo de la guitarra, pero yo, que reconozco soy muy impaciente, me dije que si en 2 meses sólo podía tocar la mazurca y algún otro tema del cancionero popular español, para cuando quisiéramos formar el grupo ya tendríamos canas.

Así que guardé mi guitarra en su funda de cuadros y desde entonces está en mi casa de León esperando a que algún día la vuelva a sacar. Y creo que su hora ha llegado por fin, lo de la canción no puede ser tanta casualidad, así que me la voy a traer para Madrid, y hablaré con mi amigo JL para ver si algún ratillo podemos retomar lo de la guitarra, y que me vaya enseñando él algo. Y es que nunca hay que perder la ilusión, yo voy a volver a retomar aquel sueño que tuve de niña. Y quién sabe, quizás algún día hasta tengamos nuestro grupo...

15 Comments:

At 22 junio, 2006 11:28, Blogger Beatriz said...

Bonita historia guapa! Tienes conexión con la gente que toca en el metro ;)
Un beso y suerte con la guitarra!

 
At 22 junio, 2006 11:35, Blogger JLPA said...

Blog, ganchillo, guitarra,....

 
At 22 junio, 2006 12:33, Blogger Gabriel said...

Es difícil encontrar un texto escrito por alguien que no conoces absolutamente de nada, y que exprese con tanta exactitud lo que puedes sentir por un grupo como Dire Starits.
Un placer leerte.

 
At 22 junio, 2006 12:49, Anonymous Tomas said...

Ahora un blog multimedia!!! Increíble el despliegue de medios... Y no es para menos, los Dire lo merecen, claro. Eso sí, después de discos como el Communiqué, Making Movies o Love Over Gold, ya no podían subir más alto (es lo que tiene) y el Mark Knopfler de ahora ya no es el mismo. Todavía me acuerdo, cuando en el colegio, JL, otro amigo nuestro y yo, juntamos dinerillo para pedir unas cintas piratas de conciertos a un inglés que nos las enviaba por correo. ¡Qué mal sonaban las condenadas! ¡pero cómo las disfruté! Y cómo fracasó el intento de la lista-guitarra cuando llegamos todos a Madrid (nos decantamos al final por el más gastronómico grupo de lista-tortilla).

En fin, que doy fe que como vocalista Blanca no tendría mucho futuro (salvo a lo Milli Vanilli), pero de guitarrera sí que la veo :-)

Un beso: Tomas

 
At 22 junio, 2006 16:02, Blogger Anabel said...

Eres una caja de sorpresas!!

 
At 22 junio, 2006 18:25, Blogger Câline said...

Jajajaja... yo estaba pensando también en la solución Milli Vanilli, jajajaja!!
La canción me ha gustado muchísimo. Yo de música no sé nada! Recuerdo que en la prueba vocacional del colegio saqué 3 de 100 en mis aptitudes musicales, así que me quedo muy quietita y disfruto la música de los demás. Eso sí, si forman el grupo seré su primera fan de América... Arriba!!

 
At 22 junio, 2006 20:17, Anonymous Anónimo said...

Blanca, ya sabes, el numen viaja en metro y, en ocasiones, tiene apariencia de Mark Knofler.
Good music. Bye.
EPV

 
At 22 junio, 2006 22:22, Blogger Fernando said...

Vaya historia y que coincidencias, la verdad es que se tienen que poner los pelos de punta cuando te ocurren estas cosas.
Los Dire Straits me gustan, aunque he de reconocer que en general no he sido un fan de ningún grupo musical ¿tendrá que ver mi pésimo oído? :-(
De todas formas a este grupo lo he escuchado muchas veces, entre otras cosas porque en uno de los bares a los que solía ir trabajaba un amigo al que le encantaban y no dejaba de ponerlos.
Me cuesta trabajo creer que puedas sacar tiempo para tocar la guitarra, aunque visto lo visto ya no lo dudo. Será cuestión de esperar a tu concierto inaugural ;-)

 
At 22 junio, 2006 23:31, Anonymous Esther said...

Me he reido un montón leyendo el post!!! Cuántas veces escuché La mazurca!!! Yo le hubiera cambiado el nombre y le hubiera puesto "La matraca"!!! No llegarías a más pero este tema lo tocabas... como lo ángeles!!!
Besos, guapa!!!

 
At 23 junio, 2006 00:18, Anonymous xienra said...

Yo tengo la mía fuera de la funda, y aveces práctico un poco. Pero nunca fui a clases, toco de oido, y no muy bien. De hecho I. cuando me ve echarle mano, se muerde el labio inferior y abre los ojos con un gesto de cierta lástima. Pero da igual, a mi me encanta darle de vez en cuando a Knocing On Heavens Door...Si quieres un dia hacemos un dueto...

 
At 23 junio, 2006 16:49, Anonymous patri said...

Acabas de traerme recuerdos de otra época, las primeras salidas algunas furtivas otras permitidas, walk of life, sultang of swings....a mi una que me sigue poniendo los pelos de punta: Romeo and juliet!!!! Gracias por el momentito de lectura. Besos

 
At 27 junio, 2006 00:59, Anonymous clarissa said...

Qué magia se siente cuando ocurren estas coincidencias! La verdad es que Mark Knopfler y Dire Straits pertenecen a una época cuando casi todo parecía maravilloso.
El video que nos has puesto un verdadero deleite!
Estás hecha una experta!
Besos,

 
At 29 junio, 2006 02:25, Blogger Calíope said...

que recuerdos! y que bonita la historia! es muy agradable leerte.

ahora te pregunto!
como subes videos y música a tu blog!!?

 
At 30 junio, 2006 18:54, Blogger Calíope said...

muchas gracias! intentaré subir algo y ya te digo algo!

 
At 04 julio, 2006 03:27, Anonymous JL said...

Es cierto. Dire Straits es magia, y una magia que sigue viva. Pocos discos aguantan el ser escuchados cientos de veces, hasta la saciedad, para todavia poder decir algo nuevo la siguiente vez que la pones. Como podia cantar tan bien alguien que no cantaba? Como podia esa guitarra hacer sonar lo mejor de las cuerdas de dentro de mi, y de otra gente?

Dicen que la nostalgia es el mas bonito de los sentimientos tristes, y por eso he huido durante tiempo de ella. Pero ahora esta claro que el error esta en lo de "sentimiento triste". Me he reido mucho yo solo cuando Tom me ha recordado lo de las cintas de los conciertos de Dire Straits, te acuerdas de cuanto nos costaron? Porque ya ni las encuentro! Y por asociacion, no puedo olvidar aquella inefable Mazurca con la que la guitarra de Blanca estuvo a punto de saltar al estrellato. Y por asociacion de nuevo he recordado a aquella Gran Amiga.

Me encantan las personas, ideas, canciones y sentimientos que son capaces de sobrevivir al paso de los anhos. La guitarra de Mark Knopfler lo hace (cuando estan los Dire detras). Los grandes amigos tambien. La magia existe, y es asi de facil y asi de dificil.

Blanca, vete quitando el polvo a la guitarra, y dandole barniz, que a la vuelta de Syracuse hablaremos de negocios!!!

Escribes muy bien. No lo dejes.

 

Publicar un comentario

<< Home